Leer la ciudad, caminando

Leer la ciudad, caminando

Alguna vez leí que las ciudades son libros que se leen con los pies. Esta frase es tan cierta como la misma dificultad de movernos caminando por la ciudad.

Caminar es el modo de movilidad natural de los humanos. Realizar este desplazamiento no debería de ser una tarea titánica, pero lo es, y la razón es simple, el otorgamiento del espacio que le estamos destinando a un compañero de vía nada gentil: el automóvil.  

Para esto, ciudades como Madrid, Pontevedra y Victoria Gasteiz, han puesto a la marcha la recuperación de espacios por medio del impulso de la caminabilidad y la movilidad activa.

Ciudades que apuestan a peatones

Madrid implementó un programa llamado “Madrid Central” con el que busca por medio de restricciones de tránsito vehicular colocar a la caminabilidad en el centro de todas las miradas.

Madrid implementó un programa llamado “Madrid Central”.

Las otras dos ciudades ya con un camino hacia un modelo urbano que ponga al peatón en el lugar que le corresponde: el del actor principal de la vida urbana y el que más valor aporta al espacio público.

¡Conoce más sobre Madrid Central!

 

Pontevedra, la ciudad tiene trabajando la caminabilidad desde hace casi 20 años. Hace un tiempo decidió colocar el límite de velocidad en 30 km/hr. y reordenar toda su estructura vehicular con el fin de que los vehículos motorizados no cruzaran por el centro de la ciudad.

Hoy en día han logrado más del 70% de los desplazamientos urbanos se realice a pie o en bicicleta. Mientras, el número de fallecidos por atropellamiento se redujo a tres personas en diez años.

 

Victoria Gasteiz fue pionera en peatonalizar, lo hace desde hace 38 años, pero fue hasta 2006 cuando agrupó a todos sus actores desde vecinos, hasta técnicos y políticos, en una mesa en donde se planteó un objetivo a realizar, su Plan de Movilidad Sostenible y Espacio Público (PMSEP), usando un esquema similar al de Pontevedra “Retirar parte del espacio a los vehículos para que lo disfruten los ciudadanos, peatonalizar o semipeatonalizar determinadas zonas y calmar el tráfico”.

En Mapasin impulsamos la movilidad activa ¡Conoce aquí nuestras propuestas!

Hoy Vitoria, Pontevedra y Madrid son ejemplos internacionales de lo que se puede hacer a favor de la movilidad peatonal, a la caminabilidad de las ciudades.

Victoria Gasteiz fue pionera en peatonalizar, lo hace desde hace 38 años.

Culiacán, una historia que puede ser reescrita

Por otro lado, llegamos hasta Culiacán. En esta ciudad estamos iniciando  un proceso de reconversión de la ciudad gracias al impulso de proyectos que incentivan la movilidad activa por encima de la movilidad motorizada, misma que ha sido parte del desarrollo urbano de la ciudad.

Proyectos como Metrominuto Culiacán, el cual busca fomentar los viajes caminando y en bicicleta visibilizando los tiempos de recorridos y distancias. Camina Culiacán, un proyecto donde se integran las calles con potencial para peatonalización en el centro de la ciudad y donde se plasma una ruta crítica a seguir para concretar dichos proyectos, así como la llegada de un sistema de bicicleta compartida. 

 


Autor: Ricardo Rodríguez. Licenciado en Diseño Urbano y del Paisaje por la Universidad Autónoma de Sinaloa (UAS), especialista en Pensamiento Estratégico Urbano por el Centro Iberoamericano de Desarrollo Estratégico Urbano (CIDEU).

One thought on “Leer la ciudad, caminando”

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

shares