Peatonalizar las banquetas

Peatonalizar las banquetas

¿Cuántos obstáculos nos encontramos día a día en nuestras banquetas?, ¿cuántos escalones?, ¿cuentan con rampas en las esquinas?, ¿están obstruidas por automóviles, comercios o infraestructura?, ¿cuántas banquetas en nuestra ciudad podemos catalogar como peatonales?, ¿cuántas son universalmente accesibles?

Puede sonar irónico peatonalizar un espacio que es de uso exclusivamente peatonal. Sin embargo, las condiciones de las mismas, los obstáculos que se encuentran en ellas o su nula existencia nos conduce a la necesidad de realizar esta sarcástica acción.

La importancia de las banquetas en la ciudad

Las banquetas deben estar adaptadas para todas las personas. Considerar las necesidades particulares de quienes las utilizan, deben encontrarse siempre libres y disponibles, limpias y agradables.

Para que esto suceda, quienes las diseñan deben asegurarse que cuenten con lo necesario para que todas las personas puedan usarlas, ya sean niñas, niños, personas adultas mayores, personas con discapacidad.

La ciudad de Morelia por ejemplo, emitió una norma técnica que especifica claramente las condiciones con las cuales deben ser construidas y adaptadas las banquetas. Esto con el objetivo de asegurar su óptimo funcionamiento desde el diseño de las mismas.

Quienes las diseñan deben asegurarse que cuenten con lo necesario para que todas las personas puedan usarlas, ya sean niñas, niños, personas adultas mayores, personas con discapacidad.

También, se debe hacer cumplir las leyes y reglamentos en materia de movilidad que prohíben la obstrucción de las mismas, realizar programas de liberación, adaptación y construcción de las mismas. Otro gran ejemplo, es la ciudad de Guadalajara con su programa de Banquetas Libres, donde quien obstruyera una banqueta tomaría un curso de sensibilización en materia de movilidad sustentable y podría tener que pagar multas en caso de reincidir, asegurando así, el correcto uso de las mismas desde la aplicación de la ley.

Es por ello que acciones como estas, con una correcta gestión y aplicación pueden hacer que nuestras banquetas sean en realidad peatonales.

 

One thought on “Peatonalizar las banquetas”

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

shares